Cocula Cuna Mundial del Mariachi
Imagen
Cocula Cuna Mundial del Mariachi
Productos
Enlaces
 
Cocula Cuna Mundial del Mariachi
   
   
Te invito a conocer la verdadera historia del conjunto musical más representativo de Jalisco y de México
Bienvenido:

Quizá en tu país, ahí donde te encuentras, exista un conjunto musical como el nuestro: El Mariachi, un grupo alegre y bravío, cuyos miembros, 8, 10 o 15, se visten de charro, para acompañar a un galán enamorado llevando serenata a la dueña de sus sueños, o bien para amenizar un baile con sus piezas entre las cuales ejecuta música y canciones rancheras, polkas, balses, corriditas y corridos, chotises, pasodobles y màs.

El Mariachi es el alma de la fiesta en México, más aún cuando lanza sus notas al viento para dejar escuchar un alegre son, como el Son de la Negra, la Culebra, el Jarabe Tapatío o una marcha como las Coronelas, y Zacatecas que es el himno de los charros.
Quières conocer algo de su historia?

“EL MARIACHI EN LA HISTORIA DE MEXICO”
Patrimonio de Jalisco para la Humanidad
Por Gema Rocío de la Cruz
Charrería, mariachi y tequila, son los principales símbolos distintivos de Jalisco y de México en todo el mundo.
El mariachi, de sus rústicos principios populares se ha internacionalizado y ha llegado a ser sinfónico, de prestigio nacional y mundial.
Pero en ésta época tan moderna, ¿qué tanto sabemos del origen del mariachi y de los símbolos de nuestra identidad? ¿por qué debe ser considerado Patrimonio de la Humanidad?
Varias decenas de años de intensa y acuciosa investigación han hilvanado una serie de conferencias, artículos y reportajes periodísticos sobre estos símbolos de Jalisco, que salen a la luz en una publicación de estilo ágil y ameno, un libro completo con la real y auténtica información acerca de este tema: “El Origen del Mariachi Coculense, una Cultura entre Charros, Mariachis y Tequila” del profesor Efraín de la Cruz González.
A este grupo musical compuesto de violín, guitarra, guitarrón, vihuela y trompeta, con una historia que se remonta más allá de la época colonial, mezclado con leyendas, canciones bravías, corridos, polkas, valses y chotices, cabe el honor de ser el más representativo de México y viajar aparejado a la historia patria en sus diversas épocas y regiones, desde la estampa hecha una canción llamada La Adelita, revolucionaria, igual que La Valentina, pertrechadas de cananas, y carabinas treinta treinta, hasta la romántica Cielito Lindo, pasando por el corrido dedicado al héroe popular o un vals a la mujer amada.
Ese es nuestro mariachi el conjunto musical nacido en el cerro, en las haciendas y barriadas de Cocula, prohijado por frailes, charros y caporales, que, juntos con Manuel Esperón y Gostázar han dado en llamar a esta tierra que lo vio nacer, Cocula, la Cuna del Mariachi.
Importante es saber por qué Cocula es llamada La Cuna del Mariachi, y el real origen de la palabra mariachi, que durante mucho tiempo ha sido objeto de polémicas, debido a diversas interpretaciones, o repetitiva publicación de datos y errores.
En su libro el profesor Efraín de la Cruz trata demuestra con datos y fechas el origen de nuestro mariachi, procurando fortalecer el buen nombre de los coculenses y esa identidad que están perdiendo.
Hasta la publicación del libro que menciono el mariachi tenía un origen controvertido geográfica y etimológicamente lo que provocó no pocas peleas entre historiadores que con diversas teorías, pretendían dar al mariachi diferente paternidad o nacionalidad.
Más jalisciense y coculense no podría ser nuestro mariachi:
Conjunto de la gente rural.
Del franciscano travieso que compone el son del Limón y la Vaquilla, jugando con los vaqueros.
Expresión de la gente del pueblo que se alegra y adorna la vida con el compás del guitarrón que bordonea, como anciano, vetusto invento coculense; o la vihuela que lo acompaña con sus redoblados compases, invento de otro coca llamado Francisco Rodríguez Nixen; de la chirimía abuela rústica de la trompeta afrancesada que vibra y pone guacos cimbrando el corazón de charros y galleros.

EPOCA PREHISPANICA
Tenían que pasar los siglos, para que pudiéramos disfrutar de la música que crearon los músicos traídos de Tlaltelolco.
En la prehistoria, existían hombres totalmente cubiertos de pelo, que emitían sonidos con la garganta y que al pasar del tiempo lograron imitar los rugidos, ruidos, gruñidos y cantos de los animales, imitaron los sonidos del aire, de las hojas, de la lluvia, del rayo y el trueno; en fin, de todo cuanto pudieron apreciar en la naturaleza antes que tuvieran desarrollo intelectual.
Arando la tierra, los campesinos han encontrado infinidad de objetos de hueso, de obsidiana, piedra, madera labrada, todos los cuales se usaron no solamente como armas, sino para producir sonidos golpeando un objeto contra otro, o troncos huecos, como el teponaxtle y el huehuetl.
Poco a poco aquellos hombres primitivos de nuestras tierras descubrieron diversas formas de expresión para hacerse entender y comunicarse con los demás, dando a conocer sus intenciones y emociones; diferentes sonidos y ritmos que expresaban adoración, miedo, dolor, sufrimiento o alegría y adoración a sus dioses.
En esa forma los cocas, padres de los actuales coculenses, practicaban y transmitían sus conocimientos musicales, tocando instrumentos como el caracol, el teponaxtle, el huehuetl, las flautas de carrizo, tipillos de barro e infinidad de instrumentos monofónicos.
Así nació entre las tribus cocas, primero el canto, luego la danza y finalmente los instrumentos que complementaron sus formas de expresión. En algunas cuevas de la región de Cocula, se han encontrado fósiles de hombre y restos de instrumentos.
La influencia de estas razas llegó a todas las poblaciones del sur del territorio que hoy es Jalisco y que, según los historiadores, los cocas eran alrededor de quince mil en toda la región.
Lamentablemente ese gran acervo musical se destruyó con la conquista, escapando sólo algunos cantos y danzas rituales y el sonido de la chirimía que llegó a Cocula y aún toca en las fiestas septembrinas y de semana santa.

EPOCA HISPANICA Y COLONIAL
En tiempos mas cercanos, a la llegada de los españoles, la música, por llamarla así tenía más percusión y ritmo que melodías, y de hecho es una aberración hablar de melodías prehispánicas porque no existieron, sino ritmos diferentes con instrumentos autóctonos muy diversos. En este caso los aztecas progresaron más y llegaron a un desarrollo musical y literario superior al resto de las tribus del México antiguo.
Varios frailes y algunos militares aztecas, dejaron en sus descendientes diversas tradiciones orales y musicales que aún prevalecen en Cocula. De esta forma nuestros indígenas ofrecieron ritmos, cantos y danzas al sol, la lluvia, la muerte, la culebra, que diera origen al son que lleva por nombre el Son de la Culebra.
Al llegar los españoles a Cocula, encontraron docilidad y una gran facilidad para captar la música europea. Los franciscanos aprovecharon esa función natural del indígena para inculcar la religión católica.
El Colegio de Tlatelolco, fundado por fray Pedro de Gante, fue la primera escuela de música culta en América y ejerció una gran influencia musical llegando a Cocula, de éste colegio vinieron a Cocula, maestros de música, indígenas, que enseñaron a los cocas en su propia lengua náhuatl la música religiosa cristiana.
Los aborígenes no sólo imitaron la música europea a su manera, la contrahicieron igual que los instrumentos; dejan sus instrumentos rudimentarios e imitan el violín, invento de los lauderos europeos en 1550.

EL PRIMER MARIACHI.
Los indígenas del barrio de la Ascensión en Cocula, empezaban a adueñarse de la música religiosa, inventan una especie de guitarrilla, parecida al laúd europeo, que luego dio lugar a la vihuela y al guitarrón, se adueñan de la guitarra, y conservan el pitillo y la caja o tambor que forma la chirimía.
Los cocas y sus descendientes llegaron al dominio de los instrumentos de cuerdas punteadas como la guitarra y el guitarrón; de cuerda y arco como el violín; de aliento y maderas como la flauta y la chirimía; de los metales, como las trompetas que usaron los coculenses en pequeños conjuntos orquestales, duetos y cuartetos.
La unión de conjunto pito-tambor, violines y vihuela en Cocula, se señala en 1830 como la época de la integración de la chirimía con el mariachi coculense de cuerdas.
Por eso, digo que el mariachi tiene su origen en Cocula, lo cual queda demostrado con varios documentos y en el libro “El Origen del Mariachi Coculense” (aut. Efraín de la Cruz), que también demuestra la falsedad sobre la teoría que atribuye el vocablo a un árbol denominado “mariachi” y que no existe en la naturaleza, así como una carta de Rosa Morada, por la cual algunos escritores atribuyen el mariachi a Nayarit. Nada más falso que esas dos teorías o la que atribuye el vocablo al idioma francés.
Tiene razón el profesor Efraín de la Cruz, al mencionar que, Fray Miguel de Bolonia fue quien a partir de 1531 cuando fundó Cocula, y comenzó su evangelización en aquella región, llevó la música española religiosa que junto con la autóctona dio el nacimiento de los grupos que hoy conocemos como mariachis.

ORIGEN DEL VOCABLO "MARIACHI"
Los cocas tenían una ferviente devoción a la Virgen de la Pila, a la que obsequiaban cantos y alabanzas como Maria del Río que se tocaba primero con el pitillo y tambor y luego copiada fácilmente por el indígena para el mariachi de cuerdas:
Motelpocahuan te cantarona María
Tetelpocahuan te entonarohua
María ce son.
Tlacaque Tonantzin ima,
Moyazca cantarohua pactoc,
Te cantarohua Maria ce son…
(Texto en náhuatl encontrado en Cocula y data del año 1695, fue rescatado por el escribano Justiniano Figueroa entre 2830 y 1850 y dice que este canto a María lo entonaban grupos de músicos indígenas “que dícense mariachi”).
De ahí se observaba el tercer y sexto verso donde se encuentran estos términos: “María ce son” que los indígenas pronunciaban María she o shi, muy suave y luego el son. Se deduce que mariachi se deriva de María-she o María-shi y seguidamente que el son significa canción: mariachi y son, de Jalisco. La traducción más cercana es: Te canto María, o también alegría. Coincide la afirmación del profesor Efraín de la Cruz con la del canónigo Luis E. Orozco en el sentido de que el término mariachi, deriva de este canto.
De ahí concluimos que Cocula, es la bien llamada Cuna del Mariachi, porque lo parió, lo cuidó, lo mimó como madre y lo hizo crecer; por eso, el mariachi es de Jalisco y símbolo de identidad de los mexicanos.
Otra versión popular compuesta en Cocula en la época de la intervención (1862) manifiesta la existencia del mariachi en esa época y el repudio que sufrían los franceses, por tanto el término no es de origen francés, al decir:
“Dicen que por el Naguanchi no puede pasar ni un güero
porque le arrancan el cuero
pa´la caja del mariachi.

EL MARIACHI EN TIEMPOS MODERNOS
A partir de 1896 el mariachi de Cocula de Justo Villa se da a conocer en la ciudad de México; luego en 1905 don Juan Villaseñor, administrador de la hacienda La Sauceda, presenta uno de estos grupos típicos ante el presidente Porfirio Díaz, quien lo impulsa en la capital del país.
Llega la década de los 30 y de los 40, llamada la época de oro del cine mexicano con la cual el mariachi florece como acompañante de Jorge Negrete, Pedro Infante y otros ídolos del cine nacional, hasta llegar a la creación de otros grupos de fama internacional, como el Mariachi Vargas de Tecalitlán, el Mariachi México de Pepe Villa, el Mariachi Oro y Plata e infinidad de grupos más que han dado fama a Jalisco y a la música mexicana,.

ORIGEN Y CRONOLOGÍA DEL MARIACHI COCULENSE
Tomando en cuenta los resultados de investigaciones directas sobre las crónicas de los padres franciscanos, la historia, tradiciones y documentos, en la ciudad de Cocula, Jalisco, se obtuvieron los siguientes datos.
Por la antigüedad de los datos obtenidos en Cocula, que no aparecen en otras poblaciones como Tecalitlán, Rosa Morada y Compostela, se denomina a Cocula la Tierra del Mariachi.
La cronología deja ver que no sólo nacieron en Cocula las primeras formas de estos grupos musicales fincando sus raíces, sino que esta ciudad los dio a conocer por primera vez en Guadalajara y en la capital del país.
Con base en la antigüedad de estos datos y documentos probatorios, se sostiene que Cocula es la Tierra del Mariachi y desecha por consecuencias la falsedad de otras teorías sobre el origen del popular conjunto musical.

Año 1541
Los frailes franciscanos que arribaron a Cocula, pidieron a las autoridades de la Nueva España que, “les enviara músicos… y les enviaron maestros indígenas del Colegio de Tlatelolco que les enseñaron música alabanzas en su propia lengua”.

Año 1827-1830
Tiene lugar en el barrio de la Ascensión en Cocula, Jalisco, la invención de la vihuela, instrumento que luego dio origen al guitarrón.

Año 1830
Se tiene noticia en Cocula de la existencia del Mariachi Coculán, y del Mariachi de El Chivatillo, los que dieron origen al Mariachi Salinas. Estaban compuestos por uno o dos violines, una vihuela, un guitarrón y la chirimía.

Año 1840
El señor Silvestre Vargas asegura que en este año existía en Tecalitlán el Mariachi Rebolledo. El mismo da a conocer la canción popular Cocula y admite que de Cocula es el Mariachi. Esta canción fue compuesta por Manuel Esperón (1940-1950).

Año 1862
El Mariahci de Cocula da a conocer la cuarteta de autor anónimo, de repudio a los franceses, alude al mariachi coculense, diluyendo totalmente la teoría sobre el origen del término francés “mariage”.

Año 1890
Todavía se tiene noticia en Cocula de la existencia del Mariachi Vargas de Gaspar, quien vivió en esos años en esta ciudad.

Año 1896
El Mariachi de José García, de Cocula, visita la Ciudad de México. Es el primer mariachi que se conoció en la capital del país.

Año 1903
El Mariachi de Cirilo Marmolejo, introdujo el traje de charro en el conjunto musical y grabó un disco en Chicago.

Año 1905
Juan Villaseñor, administrador de la Hacienda La Sauceda, en Cocula, llevó a Guadalajara y a la cd. De México el Mariachi de Justo Villa, el cual tocó ante el Gral. Porfirio Días, por la inauguración del ferrocarril de la capital jalisciense.

Año 1922
Jesús Salinas y Pancho Cisneros, fundan el Mariachi Salinas con instrumentos de cuerda.

Año 1930-1950
El cine mexicano levanta los valores del mariachi coculense, se populariza el Mariachi de Jalisco. Jorge Negrete, al igual que Pedro Infante y otros actores dan a conocer con más fervor la música del mariachi.

El Mariachi Vargas de Tecalitlán obtiene más preparación académica, llevan la música mexicana a otros países del mundo.

Lázaro Cárdenas populariza el mariachi utilizándolo con fines de campaña política.

Año 1940
El Mariachi Vargas introduce el uso de la trompeta.

Año 1970
Francisco Sánchez Flores establece la teoría de que el término mariachi deriva de un árbol llamado “mariachi”, pudo comprobarse que éste árbol no existe en la naturaleza.

Año 1976
El ayuntamiento de Guadalajara y de Cocula reconocen al Mariachi Salinas como el más antiguo de Jalisco.

El ayuntamiento de Cocula por acuerdo del cabildo instituyó el 29 de septiembre como el Día Nacional del Mariachi.

CONCLUSIÓN:
Mariachi, es término de origen coca, proveniente de la lengua náhuatl; es sinónimo de gusto, canto o alegría, con profundas raíces religiosas y autóctonas.

En su expresión más pura y tradicional es un conjunto de cuerdas compuesto por dos violines, guitarra, guitarrón y vihuela.

El mariachi moderno lleva trompetas.

Su especialidad son los sones, jarabes, corridos, música popular mexicana y clásica.

El mariachi tradicional vestía ropa de manta y sombrero de palma .


El mariachi actual viste el traje de charro que debe honrarse con hombría y gallardía.

En las dos expresiones el mariachi forma parte del folclor jalisciense.

El mariachi es, por excelencia, de Cocula, de Jalisco y de México.

Cocula, es la Tierra del Mariachi.


DIVERSOS AUTORES AFIRMAN:

De Cocula es el mariachi y de Tecalitlán los sones. SILVESTRE VARGAS

Las raíces del mariachi están en Cocula CANÓNICO LUIS ENRIQUE OROZCO

El origen del mariachi coculense EFRAÍN DE LA CRUZ

Cronología del mariachi EFRAÍN DE LA CRUZ

De Cocula es el mariachi VICENTE LEÑERO
LA HISTORIA DE COCULA

Cocula es una ciudad de 30 mil habitantes. Sus primeros habitantes pertenecían a la tribu coca, la cual pobló y cominó por muchos años gran parte de lo que hoy es el Estado de Jalisco en México. Eran provenientes de los nahoas y llegaron a esta región allá por el año de 1200, pero fue hasta 1519 cuando decidieron fundar la ciudad capital de su reino a la que llamaron Coculán la cual estuvo en una cerranía al sur de la actual ciudad de Cocula.
Cuando llegaron los frailes españoles encabezados por Fr. Miguel de Bolonia en 1531, éste convenció a los indígenas de bajar al lugar donde hoy se encuentra la alegre y señorial Cocula, conocida como la Cuna Mundial del Mariachi.
Imagen
Si quieres conocer màs acerca de Cocula y el Mariachi, vamos a Cocula.
Si lo prefieres puedes adquirir un video de 15 minutos en idioma imglés o español.
Envìa giro telegráfico o por Western Union a:
La Cuna del Mariachi
Calle Sierra de Quila 2001
Colinas de las Aguilas
C.P. 45080
Zapopan, Jalisco, México
Ssistema de Radio TV y Multimedia de Jalisco
Esta página es nuestra y contiene video documentales sobre diversos sitios de interés patrimonial y turístico
Gracias por visitar nuestra página
Sio algún día viajas a México, ven a conocer Cocula, nosotros te brindaremos guía y asesoría para tu feliz estancia.
     
     
   
Comentarios a la UNESCO
Para más información